skip to Main Content
Detentor Radiador Img 1

Detentores, ¿qué son y para qué sirven?

Sí, lo has visto, sabes lo que es, pero nunca le has llamado por su nombre. El detentor es una de las piezas externas del radiador y, para más inri, una de las más importantes. Se instala en uno de los extremos inferiores del radiador, siempre en el contrario al que está la válvula, e impide las fugas de agua.

En FJ Servicios sabemos lo importante que es que tu calefacción esté a punto siempre que lo necesitas. ¿Quién quiere pasar frío en su casa? En este post vamos a explicarte qué son los detentores y algunos datos importantes que debes conocer.

¿Qué es un detentor?

El detentor es una válvula o llave metálica de regulación de agua. Se sitúa, como ya hemos mencionado, en un extremo inferior y se utiliza en instalaciones de calefacción para cerrar el flujo de agua al radiador durante reparaciones o para la sustitución de radiadores. Además, tiene una función tan básica como sencilla: regular el caudal del agua.
Para que sirven los detentores

¿Para qué sirven los detentores?

Estas válvulas evitan una gran cantidad de problemas a la hora de realizar los mantenimientos y reparaciones de tus radiadores.

  • Controlan el flujo, individualmente, de cada radiador.
  • Regulan la cantidad de agua que entra en cada elemento.
  • Mejoran la eficacia de rendimiento. 

De este modo, la recomendación técnica es que los radiadores deben disponer de detentores que permitan ajustar cada radiador sin interrumpir el servicio al resto de la instalación. 

Detentor en radiador de gas natural

Antiguamente, los radiadores de gas natural no tenían detentor y suponían un dolor de cabeza cuando había que hacer una reparación, ya que para ello había que parar todo el sistema de calefacción. Si quieres conocer más ventajas de las calderas de gas y los radiadores sigue leyendo.
Instalar detentor en los radiadores

¿Por qué instalar un detentor en tus radiadores?

Es fácil, te ahorras tiempo y problemas. Antes, las calderas de gas antiguas no llevaban esta llave, por lo que, si se producían daños, la reparación se hacía costosa y tediosa.

Con un detentor aíslas el problema para poder darle una solución rápida y, de este modo, evitamos costes y tiempos. A continuación te mostramos tres inconvenientes cuando no ponemos un detentor:

  • Hay que vaciar el circuito completo, en vez de hacerlo de manera individual y estanca. 
  • Cuando se vacía toda la instalación el agua nueva es más corrosiva. 
  • Hay un gran gasto de agua innecesario.
  • Mientras se repara, es necesario tener todo el sistema apagado. 

Si de rentabilidad y aprovechamiento de los recursos estamos hablando, habría que tener muy en cuenta otros tipos de energías renovables, como la calefacción por geotermia, que utiliza los recursos naturales para mantener nuestros hogares confortables.

Abierto o cerrado, ¿cómo tener nuestro detentor?

Si has leído todo el post sabrás que esta pieza se encarga de regular el agua; sin embargo, lo que no te hemos explicado aún es que esta llave siempre debe ser manipulada por un profesional, ya que el detentor es el sistema que equilibra el sistema de la calefacción.

Recuerda, tu caldera y el sistema de calefacción es una de las partes fundamentales de tu vivienda y lo debes tratar como tal. Por este motivo, no dudes en contactar con profesionales que revisen y reparen cualquier contratiempo.

    Pide presupuesto














    Responsable: Propietario de la web.
    Finalidad: Envío de información solicitada.
    Legitimación: Consentimiento del interesado.
    Destinatarios: Propietario de la web
    Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como derechos detallados en la información adicional.

    contactar con fontanero

    Call Now ButtonTeléfono 24 horas